Videojuegos, la industria del futuro

Videojuegos

 

Francisco Guzmán

 

¿Sabías que la elaboración de videojuegos constituye una de las industrias más rentables, incluso mejor que la industria cinematográfica? Por ello se ha convertido en una excelente alternativa de inversión para los empresarios.

Al mexicano se le reconoce como un gamer compulsivo, a pesar de que el mercado nacional apenas supera los 15,290 millones de pesos, según datos de Competitive Intelligence Unit.

Guadalajara es de las plazas más importantes en México para la industria del videojuego y la animación, e internacionalmente ha alcanzado gran auge gracias a las empresas Larva, quienes lanzaron internacionalmente el videojuego de lucha libre Héroes del Ring, y Kaxan Games, quienes  crearon el juego del Chavo animado para Nintendo Wii, y recientemente obtuvieron el galardón MTV Game Award al mejor juego móvil por Taco Master.

Estos galardones posicionaron a Guadalajara como uno de los mercados emergentes más importantes para la industria en el mundo, ya que la ciudad cuenta con varias empresas, entre pequeñas y medianas, dedicadas a este rubro.

Industria videojuegos  Omar Ramos, un joven talento tapatío dedicado a la programación de videojuegos, quien ha laborado en empresas como Kaxan, y en la actualidad se desempeña como programador para la empresa Larva Game Studios, asegura que en un periodo no mayor de cinco años, la manufactura de videojuegos y aplicaciones para dispositivos móviles será de las mejores opciones para invertir, y afirma que ya hay muchos inversionistas que se muestran interesados en apostar su capital en la industria, ya que ven en ella una excelente opción para incrementar su capital.

En Latinoamérica, México se posiciona como el principal consumidor de videojuegos, con el 40 por ciento del mercado, y es por ello por lo que se espera que con la creación de la Ciudad Digital se atraiga mayor inversión al rubro tecnológico y de la animación, lo cual dará una mejor proyección a Guadalajara como una plaza rentable para que se establezcan empresas especializadas.

Actualmente, la inversión promedio para sacar a flote un videojuego para un dispositivo móvil puede ir de los trescientos mil hasta los quinientos mil pesos, y se logra recuperar la inversión inicial en un periodo considerable de tiempo, lo cual en muchas ocasiones constituye un factor determinante para que las empresas mexicanas no quieran invertir.

Según un artículo de la revista Forbes publicado en septiembre del 2013, se asegura que las ganancias de algunos de estos juegos para móviles dejaron montos superiores a los doce mil millones de dólares. Además, en una publicación de la cadena estadounidense CNN, se estima que para 2015 el gasto en videojuegos en México superará la inversión realizada en compra de bienes vinculados con la industria del cómputo. Para ese año, podría pensarse en una facturación de 112,000 millones de dólares.

Definitivamente, la industria del videojuego en México es tema que por el momento no aparece en la agenda pública, ya que no se le ha dado el apoyo suficiente. Omar explica que existe un fondo para impulsar el desarrollo tecnológico (Canieti,Cámara Nacional de la Industria Electrónica, Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información), el cual está enfocado a todo lo que sean altas tecnologías, medios digitales, desarrollo de videojuegos y desarrollo de software, pero dicho fondo parece estar desaparecido, pues no se tiene claro hacia dónde está destinando o cómo se puede acceder a él.

Lo que sí tienen claro las empresas de este giro y Omar Ramos como programador es que falta mucho por trabajar, implementar incentivos y, sobre todo, que los empresarios y la iniciativa privada se animen a apostar por una industria que está creciendo a pasos agigantados.

Share
  • bigbang.jpg
  • cklass.jpg
  • tierra-armonia.jpg